Gogol Bordello: migración, globalización y punk

 

 

“No tengo claro cómo llegamos al estilo en que nos catalogan. Yo solo escribo canciones y resultan así. Tomo de todos lados, como diría Bukowski” – Eugene Hütz, vocalista de Gogol Bordello

 

Por Israel Chang

México –  Actualmente, es difícil poder encontrar, en el inmenso catalogo musical que se nos ofrece, propuestas que salten a la vista por considerarse innovadoras o irreverentes. Sin embargo, existen ciertos proyectos musicales que han roto con degastados esquemas de contradicción entre géneros musicales, principalmente entre la música étnica y las tendencias ajenas a la cultura propia que son impulsadas por la imperante globalización cultural. En este caso quisiera referirme al grupo de gypsy punk, Gogol Bordello.

En 1986, un joven  llamado Eugene Hütz emigró de su natal Ucrania con su familia ante la peor catástrofe nuclear de la historia, la explosión de Chernobyl. De padre ruso-ucraniano y madre romaní (gitana) Eugene pasó algunos años trasladándose en diferentes campos para refugiados de Polonia, Hungría, Austria e Italia. Esta experiencia lo marcaría de por vida inspirándolo en el futuro.

Ya de regreso en Ucrania el padre de Eugene, carnicero de profesión, guitarrista de afición y miembro de una de las bandas de rock pioneras en el país, comenzó a ser hostigado por las autoridades. En ese entonces, el régimen comunista tenía prohibido el rock and roll. Ante tal situación, Eugene y su familia migraron nuevamente a Vermont, Estados Unidos, mediante un programa de asilo político.

En la década de los noventas, Eugene se mudó a Nueva York con la intención de emprender una carrera musical en el mundo del rock.  Fue allí donde conocería a distintos músicos, muchos de ellos emigrante rusos con los que tendría una química directa.

De esta manera,  se formó en 1997 Gogol Bordello, una agrupación que como algunos rumoran se presentaban inicialmente en bodas y celebraciones de inmigrantes de Europa del Este, compuesta en ese entonces por los rusos Sergey Ryabtsev (violín) y Yuri Lemeshev (acordeón), el ecuatoriano Pedro Erazo (percusiones), el israelí Ori Kaplan (saxofon) y  por supuesto Eugene como líder, vocalista y guitarra.

El concepto musical de Gogol Bodello logró conjuntar la influencia de la música gitana que Eugene conoció bien por parte de la familia de su madre, el folklore ruso- ucraniano y la influencia de grupos punk rock como The Clash, The Ramones, Mano Negra y The Sex Pistols.

Sus primeros trabajos musicales Voi la Intruder (1999) y Multi Kontra Culti vs. Irony (2002), merecieron su reconocimiento en el circuito underground de los Estados Unidos. Sin embargo, su éxito comercial comenzaría con su tercer álbum de estudio Gypsy Punks: Underdog World Strike (2005), con temas como Inmigrant Punk y Star Wearing Purple, los cuales lograron exponer de una manera accesible y magnética la mezcla  de música gitana y los beats y guitarras características del punk. En ese mismo año, nuevos miembros ingresarían al proyecto entre ellos el etíope Thomas Gobena (bajo), las coristas Elizabeth Sun y Pamela Jintana Racine, así como el guitarrista Michael Bernard Ward y el baterista Oliver Charles.

Dos años más tarde, la banda reafirmaría su éxito entre el público rockero con su álbum Super Taranta (2007).  Meses más tarde, el icono del pop Madonna compartiría escenario con la banda en el Festival Live Earth 2007, lo cual proyectaría el posicionamiento de Gogol Bordello en la escena musical mundial.

Con respecto al concepto musical, Eugene Hütz siempre ha afirmado que nunca fue su intención crear un sonido tan característico como el denominado “gypsy punk”, sino que simplemente  escribe las canciones para el grupo sin pensar en un estilo en especial. En otras palabras, nunca ha buscado crear una nueva vertiente de la música gitana sino que esto ha sido resultado de la experimentación y aportación de sonidos entre todos los miembros del grupo.

De la misma manera, Gogol Bordello siempre ha hecho referencia especial al tema de la migración en las letras de sus canciones, incluso exponiendo esta situación en sus conciertos. “Estamos en absoluto y completo apoyo a la inmigración de todo el mundo y todos necesitamos un digno hogar y trabajo” han vitoreado en más de una de sus presentaciones.  En el mismo sentido, es impensable hablar de Gogol Bordello sin tocar este tema dado el carácter migrante y multicultural de sus integrantes, quienes a través de su trabajo musical han logrado expresar las complejidades de un mundo globalizado que empuja a millones de personas a desplazarse de sus hogares en busca de una vida mejor en otros países . Es precisamente esta condición la que ha dado vida e identidad a la banda.

Actualmente, Gogol Bordello ha editado dos álbumes más: Live from Axis Mundis (2009)  y Transcontinental Hustle (2010). De la misma manera, su éxito se ha empoderado especialmente en América Latina, Estados Unidos y Europa.

 

 

Israel Chang

México

Musinetwork News

Musinetwork Inc